Zona franca

Texto escrito en colaboración con Marta Dahó y Tanit Plana, como parte del comisariado conjunto de la muestra Talent Latent, integrada en el Festival
SCAN Manifestació Fotogràfica. Tarragona, 14 de abril – 11 de mayo de 2008.

refugi1.jpg

Talent Latent nace como plataforma de visibilidad para artistas con carreras jóvenes o incipientes que trabajan con fotografía. La forma en que pueda ir construyéndose esta plataforma y la interpretación de los conceptos clave “visibilidad”, “carreras jóvenes”, “incipientes”, e incluso el modo de entender hoy en día el medio fotográfico, va a depender de las ideas previas o de las derivadas de esos conceptos, pero sobre todo de las acepciones que resulten comunes para nosotros. Todo ello, sin cejar en la búsqueda de una relación existente entre cada uno de los quince proyectos integrados en la exposición y de éstos con los que, de manera inexorable, quedaran sin seleccionar. El interés, por lo tanto, no radicaba en ese momento previo (ni radica ahora) únicamente en la selección de los trabajos elegidos que constituyen esta muestra. También se encuentra en el hecho de entender todo el proyecto como una posible base de datos al servicio de organismos, profesionales y particulares interesados en fotografía, una suerte de punto de partida funcional y con vocación de servicio que esté activo también durante el amplio intersticio temporal entre las ediciones anuales, promoviendo otro tipo de actividades alrededor de la fotografía, su producción y difusión. El crecimiento que se inicia con esta edición esperamos sea pleno y fecundo, y pueda demostrar la máxima de que determinados acontecimientos surgen debido a una necesidad general o una demanda inconsciente previas a su nacimiento.

Continuar leyendo «Zona franca»

¿Qué pintar? ¿Por qué pintar?

Texto incluido en catálogo de la exposición Los claveles. Una aproximación a los jóvenes pintores de Sevilla. Fundación Chirivella Soriano, Valencia, 25 de abril – 7 de septiembre de 2008.

los_claveles.png

Encabezar un texto con una pregunta puede incitar a dudar de él, de las hipótesis planteadas y las respuestas que puedan surgir de esa misma cuestión. Puede incluso orientar el análisis hacia una dirección tan determinada, que nos quedemos sin capacidad de revertir la situación o reorientarla hacia algo positivo. Decir positivo aquí, en este contexto, es hacerlo en el sentido de utilidad, algo que es beneficioso, pero no necesariamente pragmático, ni menos aún, crematístico; sino que resuelve aquello que se propone. En otras palabras, a la escritura parece que se le exige como elemento intrínseco no dejar de decir cosas y, sobre todo, que esas cosas dichas, escritas, aporten cierta comprensión sobre lo que tratan, clarifiquen. La pregunta como título o el título como pregunta en este caso, quieren asentar una actitud cuestionadora y sí, también dubitativa, aunque no dudosa en ningún sentido. Dudar de un planteamiento evita direcciones previamente establecidas, deja entrar una buena porción de azar, convierte el trayecto en un avatar incierto y abierto, donde todo es aún posible. Dudar es un paso previo y necesario en cualquier descubrimiento, por sencillo y personal que éste pueda ser. La relación entre pintura y escritura converge de lleno en su capacidad retórica como afirmación de sí mismas y como explicadoras del mundo.

Continuar leyendo «¿Qué pintar? ¿Por qué pintar?»

Registros contra el tiempo

Fragmento del texto publicado en el catálogo de la exposición Registros contra el tiempo, Villa Iris, Santander, julio-septiembre de 2006. Editado por Fundación Marcelino Botín, julio de 2006.

registros.jpg

“Es suficiente con alguna pequeña indagación en torno al tiempo para precipitarnos en la confusión más total: lo ha testificado aquel inglés de cabeza de pájaro, muy inteligente y ya muy anciano [1 Se refiere a Bertrand Russell (1872-1970)], al proponernos, en la tradición de Zenón, una divertida paradoja. ¿Existe el pasado? No, porque ya se ha ido. ¿Existe el futuro? No, porque todavía no ha llegado. ¿Existe, por tanto, sólo el presente? Ciertamente. ¿Pero no es acaso cierto que ese presente no posee en sí mismo ningún espacio de tiempo? Así es. Pues bien, es muy probable entonces que el tiempo no exista. Es verdad: no existe.” [2 Jean Améry: Revuelta y resignación. Acerca del envejecer, Pre-Textos, Valencia, 2001, p.18. La edición original se editó en 1968, de ahí la referencia a la edad de B. Russell.]

Continuar leyendo «Registros contra el tiempo»

Hacia la hibridación perpetua. El arte contemporáneo entre los siglos XX y XXI

Fragmento del texto publicado Poéticas.cam. Publicación de la I Exposición Becas CAM de Artes Plásticas. Alicante, diciembre de 2007.

Contexto
El repetido intento de certificar la muerte del arte trajo consigo una pléyade de manifestaciones artísticas que sólo podían responder al apelativo post-, como un grupo de zombis que parecieran deambular en un territorio desparramado, de tintes globales y ajeno a la influencia de conceptos esencialistas. Ante el panorama sombrío que se quería ofrecer, prevaleció una actitud reaccionaria que pretendía volver al origen por lo tradicional, cuestionando sus formas pero no su sentido y que evitaba atender las demandas reales que la contemporaneidad exige. Incluso las incorporaciones tardías al panorama de la historia del arte, como el vídeo y en especial la fotografía en cuanto que lenguajes autónomos, muchas veces han sido asimiladas e incorporadas con la clásica máxima macluhaniana de que “el medio es el mensaje”. 1[Santos Zunzunegui ha ido más allá de esta máxima al afirmar que en las prácticas videoartísticas, “el medio es el medio”. En “Vídeo-Arte: fragmentos de una imagen”, Contracampo. Ensayos sobre teoría e historia del cine, Cátedra, Madrid, 2007, p. 81.] En no pocas ocasiones, muchos medios han arrastrado del mensaje débil o inexistente hasta ubicarlo en el punto de mira del mercado: hoy todo se vende, pero sigue sin “valer” todo lo que se compra.

Continuar leyendo «Hacia la hibridación perpetua. El arte contemporáneo entre los siglos XX y XXI»